Ocupan cigarros que tenían como destino Nicaragua

Un patrullaje de la policía fronteriza en el sector de La Cruz, Guanacaste, Costa Rica  permitió que se decomisaran 9 millones de colones en cigarrillos contrabandeados desde Panamá, los cuales llevaban destino a Nicaragua.

Los hechos ocurrieron en la localidad de La Lajoza, en el distrito de Santa Cecilia de La Cruz, cuando los agentes fronterizos observaron un vehículo cuyo conductor, al notar la presencia policial, aceleró y se dio a la fuga. Por esta razón los uniformados siguieron al carro, sin embargo, la persecución se extendió solo por dos kilómetros desde el control policial.

Los policías interceptaron el auto, cuyo conductor fue identificado como un costarricense de apellido Calderón, a quien se le tomaron los datos y se procedió a registrar el interior del vehículo, donde se encontraron los paquetes de cigarrillos. Al preguntarle al detenido por los paquetes, este decidido confesar que se trataba de mercadería procedente de Panamá y que iba a ser trasladada hasta tierras nicaragüenses.

Luego de incautar el producto, los oficiales fronterizos se comunicaron con autoridades de Control Fiscal, quienes se encargarían de tomar lo decomisado y trasladarlo a las bodegas del Ministerio de Hacienda.

Al llegar, la policía fiscal realizó el conteo respectivo de lo incautado. Se contabilizó un total de 500 cajas que contenían 90.000 cigarrillos, para los que el conductor del auto no contaba con registros sanitarios ni comprobantes de pago de impuestos de entrada.

De este modo, los uniformados, procedieron a detener a Calderón y llevarlo con un reporte al Ministerio Público, que se encargará de su situación jurídica.

A su vez, los oficiales esperaron la unidad que transportaría los paquetes de Guanacaste hasta las bodegas para comprobar que lo decomisado es realmente ilegal y, de esa manera, proceder a su debida destrucción.

Cabe destacar que este es el segundo cargamento de cigarrillos que la Policía de Fronteras logra decomisar en este mismo cantón en las últimas semanas, pues el pasado 29 de agosto un nicaragüense en condición migratoria irregular fue detenido con alrededor de 800 mil colones en cigarrillos procedentes de Panamá, los cuales pretendía llevar hasta Masaya, Nicaragua.

Con la incautación de hoy, la Policía de Fronteras llega ya a las 121.600 unidades de cigarrillos decomisadas en el cantón de La Cruz en lo que va del año por haber sido introducidos al país de manera ilegal.

En ambos casos, los contrabandistas usaron la estrategia de trasportar la mercancía en horas de la madrugada, para evitar los controles policiales en la carretera, en los supuestos puntos ciegos del cantón de La Cruz. Sin embargo, los uniformados, en las dos ocasiones, han podido controlar estos intentos de contrabando.

Radio La Prime
Comentarios Facebook

Te pueden interesar