Los sueños de una familia fueron arrebatados por las corrientes del Río bravo

La necesidad de mejorar sus condiciones de vida al no contar con buenos ingresos económicos en su país, llevando muchos anhelos en su corazón, han impulsado a cientos de nicaragüenses a emigrar hacia Estados Unidos, sin embargo, muchos han encontrado la tragedia en el trayecto, a cuyas dolorosas historias se suma una familia capitalina, a la que el Río Bravo le arrebató de sus brazos a dos niños, mientras cruzaban hacia suelo norteamericano, uno de ellos perdió la vida, así lo relata su padre, el joven Noel Antonio Oviedo.

Eran dos hermanitos, de tres años, y de dos meses de edad, respectivamente, el niño iba en brazos de su tío y al bebé lo cargaba su mamá, sin embargo, las turbulentas aguas del Río Bravo los arrastraron y el mayor de ellos perdió la vida, su cuerpo fue encontrado río abajo 40 minutos después, mientras, el bebé sobrevivió y fue trasladado vía aérea en condición crítica hacia San Antonio, Texas, donde aún permanece internado.

Esta familia habitaba en el barrio 30 de Mayo, de Managua, y a la vez que luchan por la recuperación del bebé de dos meses de edad, realizan gestiones y necesitan recaudar dinero para repatriar a Nicaragua el cuerpo del niño de 3 años.

El costo de repatriación del niño nicaragüense, víctima de esta tragedia, oscila entre los 8,000 y 10,000 dólares. La familia apela a la solidaridad de la población. Si usted desea colaborar para que el pequeño pueda ser repatriado, comuníquese con su familia a través de los números: +1602-737-8975 o +1 561-726-9015.

Tomado de ABCS

Comentarios Facebook
Foto del avatar

Te pueden interesar