Hermanos mexicanos murieron abrazados en el desierto de Arizona

Como Carlos Enrique Mendoza y Edgard  Mendoza, de 37 y 23 años respectivamente, fueron identificados los hermanos originarios de México son los que lamentablemente murieron abrazados el pasado 09 de agosto en el desierto de Arizona en su travesía hacia Estados Unidos.

Facundo Mendoza, padre de las víctimas relató que se comunicó el 02 de junio con el coyote quien le dijo que Carlos se había deshidratado no pudiendo continuar la caminata, agregándole: “la ley de la vida así es en el desierto: si te quedas, te quedas”, ahí supo que les había abandonado.

Le preguntó por Edgard, su otro hijo,  y le comunicó que él se quedó al lado de su hermano y tampoco continuó el viaje.

Autoridades del consulado Mexicano contactaron a Don Facundo para darle la triste noticia, primero le preguntaron,  cómo estaba de salud, pero él ya presentía lo peor. “dígame lo que tenga que decir, ya estoy preparado” contestó al funcionario.

Al papá le expresaron que ambos habían fallecido y que como buenos hermanos murieron abrazados, informándole que le entregarían sus cuerpos.

La familia ha solicitado apoyo del gobierno mexicano para agilizar el proceso de repatriación de los cuerpos.

Comentarios Facebook

Te pueden interesar