Niña de 10 años violada por su tío en Siuna

Una niña de 10 años fue violada y golpeada por su tío, hecho ocurrido en el barrio Sol de Libertad del municipio de Siuna, confirmaron las autoridades policiales.

Uriel Sánchez Hernández, ya fue capturado.

El hecho ocurrió el pasado 02 de julio, sin embargo los familiares de la menor se enteraron del abuso ayer luego que la menor fuera ingresada por hemorragia en el hospital Carlos Centeno de este municipio caribeño, donde tuvo que ser intervenida y aún permanece recibiendo asistencia médica.

El abusador fue identificado como Uriel Sánchez Hernández de 23 años de edad, quien fue capturado por la Policía inmediatamente tras conocer del caso.

Lea: Ni culpable, ni mentirosa “El drama de una niña abusada sexualmente”

Vania Chavarría Vigil, psicóloga de la Universidad de las Regiones Autónoma de la Costa Caribe nicaragüense, (URACCAN), Recinto las Minas alertó que  las estrategias que utilizan los abusadores sexuales para llevar a cabo su delito contra niñas, niños y adolescentes, es que se ganan la confianza y se hacen amigos o amigas para cometer el hecho, los espían y estudian el entorno de la víctima.

Los agresores calculan paso a paso cada una de  sus estrategias, controlan los recursos, las situaciones y a las personas cercanas a las niñas, los niños o adolescentes.

«La intención es atraer a la niña o niño, ganar su confianza, para esto le hacen creer y sentir que son las preferidas, las defienden de las y los hermanos, incluso de la madre, le hacen regalos, les dan dinero, muestran un exagerado interés en ella y el, en este momento es cuando inician a introducir percepciones que les permite que las niñas y niños crean en lo  que les dice, yo soy el único que te puede proteger, nadie más te quiere como yo, se le ve a la niña haciéndole preguntas, buscándolo, y haciendo preguntas por él”, alertó.

Entre los principales cuidados

Los padres deben estar atentos al comportamiento y actividades que realiza los niños, niñas y adolescentes, no dejarlos al cuido de cualquier personas, escoger a la persona que los va a cuidar, estar pendiente del tiempo que utilizan en compañía con personas mayores.

La niñez y adolescencia debe conocer que su cuerpo y es privado y nadie lo debe de tocar, y si lo tocan debe comunicárselo a sus padres, decirles que nadie debe llevarlos a mantener secretos sobre su cuerpo,  mostrar interés por la vida cotidiana de la niña, niño y adolescente.

Finalmente recomendó a los padres estar alerta, “no dejarles que estén solos, no dejarles que hagan mandados solos, no dejarles que salga solos”.

“Generalmente el abusador es amigo, es familia o vecino, por eso es importante mencionar que dentro de los lugares más vulnerables se encuentran la familia y la escuela, es por eso que tenemos que ser más desconfiadas y saber con quienes están, que están haciendo, estar pendiente de todo lo que hacen nuestros hijos e hijas”, advirtió.

Cuando el abuso es dentro del entorno familiar, la niña, niño o adolescente empieza a darse cuenta de que algo no anda bien, ya sea porque se lo comentó a alguien o porque ve la insistencia del abusador de continuar con este tipo de “juego”.

Señales de abuso

“Comienzan a revelarse, a decir que no quieren, se rehúsan a hacer lo que el abusador les obliga, el abusador recurre a la violencia, hace uso de su poder y autoridad y comienza a amenazar a la niña, niño o adolescente para que no comente lo que está ocurriendo, logrando el silencio a través de la amenaza a su vida o a la de sus seres queridos e incluso a la de él”, observó.

La funcionaria precisó que tras la violación se observa un cambio de comportamiento de los niños, “Se observa un rechazo abierto a estar cerca del abusador, la persona buena y querida se transformó en un ogro, la transformación física que ve en el abusador cuando está cometiendo el delito les causa mucho miedo, por eso puede ser que llore, se enoje o se esconda cuando lo ve o lo obligan a estar con él. Se observa este comportamiento como malacrianza o rebeldía”.

Comentarios Facebook

Posts Relacionados

Deja tu comentario