Lea Vanesa Picado un ciclo de violencia machista que en año y medio terminó con su vida

Lea Vanesa Picado de 34 años tenía apenas una semana de estar refugiada en casa de su hermana Zulma Picado, en Somoto. Salió de Siuna huyendo de la violencia de su conyugue José Santos Chaves, de 33 años, aprovechando que él había viajado a Costa Rica a lavar oro.

Lea Vanesa había decido poner fin a un ciclo de violencia de año y medio, pero eso significó la muerte y la orfandad de 4 hijos, entre ellos un menor de un año y seis meses.

Los hechos

Chaves,  al conocer la decisión de Lea Vanesa se puso furioso, por lo que se fue en persecución, “llegó de sorpresa, esa noche platicaron y ella le dijo que ya no quería nada con él” narra consternada su hija mayor, Irania Picado de tan solo 16 años.

Lea Vanesa Picado y su verdugo José Santos Chaves, quien tras asesinarla se dió a la fuga.

La decisión de Picado enfureció más a su verdugo, tras una discusión este se le abalanzó, “Ella corrió, pero él la agarró del pelo, la tiró al suelo, ella levantó los brazos en defensa pidiéndole que no le hiciera nada pero fue imposible”. Lea Vanesa recibió 3 puñaladas en el cuello, 3 en el estómago y varias en la espalda.

El hecho ocurrió el pasado martes 13 de noviembre, en presencia de uno sus hijos, que con solo 14 años se lanzó encima de su padrastro para defender a su madre, sin embargo todo fue en vano.  Chaves tras cometer el crimen se dio a la fuga dejándola  tendida en el suelo, mientras su hijo desesperadamente pedía a gritos auxilio.

“Mi madre estuvo 20 minutos en el suelo a espera de que llegara la ambulancia, la trasladaron al hospital Juan Antonio Brenes, pero se rindió a la muerte” expresa su hija entre lágrimas.

La relación Lea Vanesa y su verdugo duró año y medio, pero no era estable, su hija recuerda las amenazas de muerte contra su madre y contra ellos, “voy a terminar con todos ustedes, primero tu mamá, luego tú y tus hermanos” relata la joven, que le decía su padrastro.

Lea Vanesa procreó cuatro hijos, tres varones, uno de 14, de 12, el pequeño que tiene año y medio y la mayor de 16 años, quien en todo momento muestra el temor del hombre que asesinó a su madre.

“No sé cómo voy hacer con mis hermanos, mientras no agarren a ese hombre no podemos vivir aquí, porque dicen que al día siguiente de haber cometido el crimen lo vieron acá en Siuna, tengo mucho miedo porque es capaz hasta de quemarnos vivos dentro de la casa” refirió la adolescente.

“Le pido a la Policía que agarren lo más pronto posible a ese hombre, ella no se merecía lo que le hizo, sino la quería mejor la hubiese dejado, eso no se le hace a ninguna mujer”, agregó temerosa.

José Santos Chaves tiene antecedentes por Intimidación, Amenaza de muerte y Violencia Intrafamiliar y en el año 2011 cumplió condena en el sistema penitenciario de Matagalpa, por el delito de asesinato.

Estadísticas de la organización Católicas por el Derecho a Decidir precisan que 30 mujeres, cuyas edades oscilan entre los 26 y 50 años, han sido asesinadas.

De las 55 víctimas a la fecha, 20 han fallecido por armas cortopunzantes.

Comentarios Facebook

Posts Relacionados

Leave a Comment